Coaatm.es

El mejor sitio web de Articulos

¿Puedo instalar yo mismo placas solares?

¿Puedo instalar yo mismo placas solares?

La instalación de placas solares hoy en día es uno de los servicios más solicitados, por lo que hemos visto un auge de las empresas que se dedican a hacer ese tipo de instalaciones, pero que también puede suponer un precio bastante elevado, y que no es muy alentador para quienes están interesados en ellas.

Ante el gran gasto que puede significar la instalación de placas solares, muchos de los interesados en estas se llegan a preguntar si es posible hacerlo por ellos mismos, ya que así podrían ahorrarse el dinero que tendrían que invertir en ello, y de igual forma disfrutar de los beneficios del autoconsumo fotovoltaico.

La respuesta directa y sencilla a la pregunta de este artículo es que sí, puedes hacer la instalación de las placas solares por ti mismo, no tienes que contratar a un técnico especializado para ello, pero es importante que tengas en cuenta que eso puede implicar riesgos muy importantes, sobre todo si no tienes habilidades que te ayuden con este proceso.

Pasos para instalar placas solares uno mismo

operario en una instalacion de placa solar

Si aun así decides instalar por ti mismo las placas solares, te dejaremos en este artículo el paso a paso que debes seguir, y en poco tiempo estarás disfrutando de la energía solar para tu consumo de electricidad.

Primer paso: instalación de soportes para el sistema fotovoltaico

Una vez que tengas tu kit de instalación de placas solares, lo primero que tienes que hacer es colocar los soportes donde se instalará el sistema fotovoltaico, lo cual dependerá del tipo de placa que sea y de la inclinación necesaria para ellas.

En el caso de que utilices unas placas que deban colocarse en forma coplanar, no serán los mismos soportes que se necesitan para los que se instalen en una cubierta plana, y es importante que tengas esto en cuenta, ya que podrías colocar en riesgo la eficiencia de tu sistema fotovoltaico.

Segundo paso: fijar las cubiertas y las placas solares

Cuando ya se encuentre fija la estructura, lo siguiente que tiene que fijarse es la cubierta a esta, y sobre ella se tienen que colocar las placas solares.

Según el tipo de inclinación de las placas solares, el proceso para realizar este paso se hará de una manera distinta, pero generalmente en España se colocan entre 20 y 30º de inclinación, pero puede darse casos distintos, así que te recomendamos verificar esto en el kit de instalación.

Cuando ya las cubiertas y las placas solares estén fijadas a la estructura, tienes que proceder a interconectar los módulos entre sí, y al final hacer la conexión al inversor del sistema fotovoltaico.

Tercer paso: conexión al inversor del sistema

El tercer paso de este proceso es conectar las placas solares de una misma fila en serie, y en paralelo para conectar las filas entre sí, según la configuración del inversor, lo que se hace mediante los conectores MC4 o directamente al inversor del sistema.

Algo importante que debes recordar es que tienes que apretar fuertemente los conectores, ya que esto puede influir de forma negativa en la instalación que estás realizando, afectando gravemente la estructura de la placa solar.

La intención de este paso es que la generación de electricidad de las placas solares se conduzca a un mismo punto, y que su destino final sea el inversor del sistema.

Cuando hagas esta parte del proceso, asegúrate de que el inversor no se encuentre expuesto directamente al sol, este tiene que estar resguardado a la radiación solar directa, ya que esto puede afectar su rendimiento al calentarlo demasiado, lo ideal es que la instalación del inversor se haga al interior del inmueble, pero en un lugar donde su ruido no perturbe a nadie.

montando en un tejado placas solares

El inversor como tal cumplirá con la función de transformar la electricidad que recibe en forma de corriente continua a corriente alterna, que es la que podemos utilizar en las viviendas y empresas, lo cual hace de manera automática y a una magnitud y frecuencia específica, por lo que no tendrás que preocuparte por nada de esto.

Y para finalizar este paso debes conectar el inversor con el cuadro eléctrico de tu casa o empresa, para que así quede completa la instalación de corriente alterna.

Cuarto paso: conexión del almacenamiento de energía

Además de la instalación de las placas solares por ti mismo, debes conocer cómo instalar las baterías donde se almacenará la corriente alterna, ya que así podrás disfrutar de ella aun y cuando el sol ya se haya ocultado.

Para hacer la instalación de las baterías lo primero que tienes que hacer es contar con un inversor híbrido, el cual sea capaz de gestionar la carga y descarga de las baterías, ya que estas son muy delicadas y costosas, de hecho son las que más cumplen con esas características en el sistema fotovoltaico.

Sobre la capacidad de almacenamiento de las baterías, la selección de estas dependerá del consumo de energía que demandes en tu inmueble, además del sistema fotovoltaico que has instalado, así que asegúrate de verificar cuál te conviene más.

La conexión de las baterías que recibirán la energía que captan las placas solares y que es transformada por el inversor, puede hacerse en paralelo, en serie o de las dos formas, siempre que se haga con baterías que sean iguales.

Si se hace la conexión de las baterías en paralelo se duplica la capacidad de estas y se disminuye su tensión; si se hace en serie, se mantiene la capacidad de las baterías y la tensión se duplica; mientras que si se realiza en serie y en paralelo, se duplicarán tanto la tensión como la capacidad de estas.

Con estos pasos podrás hacer la instalación de placas solares por ti mismo, pero si quieres evitarte un dolor de cabeza, contrata a un técnico especializado que te ayude con ello.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*